Abinader promete subsidios, dinero y préstamos para personas y empresas

SANTO DOMINGO. —El candidato presidencial por el Partido Revolucionario Moderno (PRM), Luis Abinader, prometió que de llegar al poder les concederá subsidios, transferencias de efectivo, préstamos blandos y otros beneficios a las personas y empresas del país afectadas por Covid-19.

“Si queremos generar un círculo virtuoso de producción y consumo es imprescindible proporcionar facilidades financieras a las empresas para invertir y devolverles la capacidad de compra a las personas e incentivar la producción. Al final, es la demanda agregada la que determina el empleo y el producto en el corto plazo”, puntualizó.

Abinader, candidato presidencial del PRM, dijo que eliminará la corrupción y la impunidad; concertará un acuerdo para una reforma fiscal integral, que estimule la inversión; dará prioridad a los mercados y al comercio, y establecerá una administración pública eficiente.

El líder opositor dijo que también se esforzará en atraer la inversión extranjera directa, que considera el “motor del desarrollo”, y garantizará un orden claro para la libre competencia.

En una conferencia virtual ante la matrícula de la Cámara Americana de Comercio, el empresario precisó que iniciará su eventual gestión mejorando la calidad del gasto; cuidando las finanzas públicas y los niveles de deuda pública; fortaleciendo la capacidad de fiscalización del Congreso Nacional y de la Cámara de Cuentas.

Aseguró que promoverá un régimen de sanciones efectivo para los funcionarios que no cumplan con las leyes; reduciendo el costo y simplificando los procesos de cumplir con las leyes, así como proveyendo servicios públicos que contribuyan a eliminar el incentivo a la informalidad, la evasión y la elusión de impuestos.

De acuerdo a una nota de prensa enviada por su equipo de campaña, Abinader puntualizó que al nuevo Gobierno le corresponderá manejar la situación de urgencia que implica la triple crisis sanitaria, económica y social, “mientras atendemos también los temas importantes de las reformas estructurales que el país demanda».

Agregó que la paralización de la producción y la suspensión del trabajo por la crisis sanitaria mantienen a muchas personas con sus recursos agotados y con fuertes deudas, mientras las empresas vieron reducirse su capital de reserva junto a su capacidad de invertir.

“Controlar la propagación del virus es un requisito indispensable antes de pasar a organizar y ejecutar un plan integral de estímulos para la recuperación y la reactivación del crecimiento económico”, resumió.

A %d blogueros les gusta esto: